Páginas vistas en total

viernes, 2 de octubre de 2015

en tono amable, aunque por momentos sarcástico Shimose comenta los sucesos de la semana. su estilizada pluma dice muchas verdades y profundas en pocas líneas para dentro y fuera de Bolivia.

La semana pasada fue una semana movidita porque pasaron muchas cosas en muy poco tiempo. Por ejemplo: inmediatamente después de que el papa Francisco visitara Cuba y conversara con Fidel Castro bajo secreto de confesión, el Gobierno colombiano y las FARC se comprometieron a acelerar el proceso de paz, bajo la escrutadora mirada del hermano de Fidel. El sumo pontífice prosiguió viaje a Washington a saludar al presidente Obama y pronunciar discursos y sermones, y oficiar misas en Nueva York y Pensilvania “con olor a oveja”, como a él le gusta.

Las palabras del papa levantaron roncha en el Congreso de EEUU y conmovieron a políticos católicos como el demócrata Joe Biden –vicepresidente de EEUU– y el republicano John Boehner, presidente del Congreso. Después de escuchar las palabras del sumo pontífice sobre el capitalismo, la desigualdad, el cambio climático, los inmigrantes, los refugiados, el embargo a Cuba y la pena de muerte, dicen que Boehner no pudo contener las lágrimas y anunció su dimisión de tan alto cargo y su retirada de la política, tanto por presiones del Tea Party (influyente movimiento social del Partido Republicano) como por motivos de conciencia. 

Problemas análogos preocupan al científico británico Stephen Hawking, que en una entrevista (El País/ Madrid, 25.09.2015) respondió a la pregunta: ¿cuál cree que será nuestro destino como especie?: “Creo que la supervivencia de la raza humana dependerá de su capacidad para encontrar nuevos hogares en otros lugares del universo, pues el riesgo de que un desastre destruya la Tierra es cada vez mayor”. Como el próximo año recordaremos el centenario de la publicación de la teoría de la relatividad general, Hawking también habló sobre Albert Einstein (1879-1955). 

A propósito de Einstein, el año de su nacimiento –1879– es para nosotros, los bolivianos, un recuerdo doloroso porque en 1879 estalló la Guerra del Pacífico que perdimos contra Chile, con Perú como aliado nuestro. En 2013, Bolivia elevó un alegato ante la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ) para obligar a Chile a negociar una salida soberana al mar. En réplica, Chile interpuso una demanda de incompetencia de la CIJ para arbitrar este diferendo. El jueves 24 de septiembre, La Haya admitió su competencia, pero no se me precipiten, esto no es más que una escaramuza. La verdadera ‘guerra’ empezará en julio del próximo año. Y habrá muchas batallas de inciertos resultados. Por el momento, ¡ya viene el cortejo!, ¡ya viene el cortejo de la Constitución!, ya se oyen los claros clarines de la cuarta elección… // Madrid, 02.10.2015.